Guitarrasinlimites entrevista a Andy Timmons

Andy Timmons, un grandísimo guitarrista que ha tocado con infinidad de artistas incluyendo Simon Phillips, Steve Vai, Satriani, John Petrucci, entre otros, estará tocando el día 13 y 14 de marzo en Madrid y Barcelona, en su gira europea 2015 con Andy Timmons Band. En esta entrevista hablamos un poco de todo, de sus proyectos musicales, sus influencias y de la guitarra, además nos enseña un lick muy interesante que sirve como calentamiento.

Andy, estarás tocando aquí  el 13 y 14 de marzo en Madrid y Barcelona, ¿es eso correcto?

Sí, así es, han pasado ya 5 años desde que tocamos en España. Estoy muy emocionado de poder volver, grandes actuaciones, grandes apasionados de la guitarra, tengo muchas ganas.

Me gustaría saber cómo comenzaste a tocar la guitarra y por qué la guitarra y no otro instrumento.

Fue pura atracción, es como cuando ves una chica ¿ por qué eliges esa chica y no a otra? (risas). Había algo en la guitarra que me atraía, visualmente, sonoramente…Incluso antes de saber lo que era una guitarra, mi parte favorita de una grabación era el solo de guitarra, incluso antes de saber lo que era un solo de guitarra, además tenía tres hermanos mayores que tocaban algo la guitarra entonces siempre hubo una guitarra en casa y el hecho de haber nacido en los 60, con un tipo de música popular muy influenciada por la guitarra, ya sabes, The Beatles y todo el rock de los 60…

Comencé muy joven, profesionalmente cuando llegué a los 12 o 13 años me di cuenta de que esto era lo que realmente quería hacer. Comencé a tocar cuando tenía 5 años y tengo ahora 51 años y ahora empiezo a notar que he mejorado (risas)…sí, fue pura atracción musical y visual, una de las mejores cosas que me hayan pasado nunca.

Me he dado cuenta de que siempre llevas la guitarra contigo, es ya como parte de ti ¿no es así?

Y ahora más que nunca. Creo que es algo muy común en cualquier profesional del deporte o en cualquier músico, cuando eres joven eres más energético y quieres dedicar cada momento a esa pasión que tienes y para mi lo era la guitarra. Pero cuanto más ocupado te haces en la vida, ya sabes, tienes tu trayectoria, tu familia, a veces es difícil mantener ese ritmo que tenías cuando eras un adolescente, pero ahora he vuelto a ello, en los últimos tres o cuatro años, practicando.

Siempre he buscado tocar mejor y escribir mejor música pero ahora lo hago de una manera como la hacía cuando iba al colegio, estudiando jazz, transcribiendo solos y básicamente tocando más jazz. Viene muy bien porque estamos trabajando ahora con Simon Phillips que tiene un estilo más fusión, un estilo del cual 8 o 9 años atrás habría dicho que no porque no estaba trabajando en esa manera de tocar. Y creo que ahora estoy más contento de lo que nunca he estado y es porque practico todos los días y tocar y practicar pueden ser dos cosas muy distintas…

Entonces practicas todos los días…¿cuántas horas?

 

Depende, cuanta más responsabilidades menos tiempos tienes. Al menos una hora al día lo primero que hago en la mañana. No parece que sea mucho pero comparándolo con la manera en la que mi vida fue en el pasado es más de lo que hubiera tenido ahora. Hay otros momentos en los que toco en el transcurso de día, depende en la situación laboral, si estoy en el estudio grabando o de gira, pero yo soy feliz con tocar al menos una hora al día, tocando algún estándar de jazz así mis dedos trabajan, mi cerebro trabaja, pudiendo ser creativo, ejercitando mi improvisación, en definitiva hacerlo todos los días, lo llevo haciendo durante unos cuantos años y ayuda en mi manera de tocar, mi espíritu…

La primera vez que escuché tu música fue con el álbum Resolution y quedé en shock porque yo llevo tocando la guitarra durante muchos años pero nunca he conseguido esa manera de tocar que tienes tú.  Es frustrante de alguna manera no tener la misma capacidad, la misma velocidad que tienes tú ¿Cómo se puede desarrollar? ¿cómo se puede tocar rápido? sé que no es una parte importante de la música porque la música es algo más que la velocidad…

Es como todo, se requiere mucha repetición. En un principio la velocidad no fue  algo importante, lo fue en algún momento de los años 80 cuando apareció Yngwie Malmsteen y Paul Gilbert y toda esta gente conocida cuando se desarrolló el Shred, y es divertido sí, y yo nunca he tenido la velocidad de Paul o Yngwie pero me encanta escucharlo, me gusta intentar tocarlo y  pienso que tus propias limitaciones son las que te hacen ser tú mismo y ser original. Yo no podía tocar tan rápido como Paul pero tomaba algunas cosas suyas que me ayudaban a tocar de determinada manera, por lo tanto si dices que no tienes la misma habilidad que yo tengo no pasa nada, en general lo más importante es que pases tiempo con el instrumento y si te gusta eso no supondrá ningún problema; nunca nadie me dijo que debía practicar cuando era un niño, yo sólo sabía que me gustaba y que si seguía tocando mejoraría. Comienzas a ver unos resultados que te inspira aún más; si eres constante todos los días puedes notar un gran cambio.

Puedes darnos un pequeño tip ahora que tienes la guitarra contigo, un pequeño ejercicio de calentamiento…

Sí, éste es uno muy simple…Un lick fácil en Si menor

lick calentamiento andy timmons

 

¿ Dónde buscas la inspiración cuando compones un solo o escribes un tema?

Es siempre lo mismo, intento contar una historia especifica, cualquier emoción que esté sucediendo que intento transmitir. Musicalmente puede ser cualquier cosa que me haya llegado emocionalmente. Ese sentimiento es parte de mi biblioteca musical e intento transmitirlo a mi manera, puedo intentar sacar algo que salga de una manera completamente distinta pero esa inspiración hace que tengas tu propio estilo musical. No estarás haciendo exactamente lo que estés intentando hacer y eso acabas siendo tú y eso puede ser bonito. Entonces es todo lo que has escuchado y te ha hecho sentir algo y el hecho de tener una biblioteca de todas estas cosas que absorbes.

Tienes un álbum titulado Andy Timmon’s Band plays Sgt. Pepper. Supongo que los Beatles han sido una gran inspiración para ti así como para muchos otros músicos ¿ podrías concebir la música pop sin The Beatles?

Podría, pero habría un vacío enorme porque es de lo que estaba hablando, su manera de escribir canciones y su sonido eran ellos intentando sonar como distintos grupos americanos pero teniendo un sonido personal. A ellos el sonido Motown, las melodías pop, se aprendieron montones de canciones que tocaban en Hamburgo noche tras noche y es por ello que eran grandes letristas, tenían todo esa biblioteca de canciones que les gustaba y tomaron prestado de tantas personas pero acabaron siendo finalmente ellos mismos. Entonces sí que puedo imaginar que no hubieran estado porque Buddy Holly estaba, Elvis Presley estaba y todos aquellos grandísimos letristas, pero lo que hicieron y cómo lo hicieron fue tan crucial para la historia de la música que sería un paisaje muy distinto sin ellos, algo difícil de imaginar.

¿Y qué me puedes decir de tus próximos proyectos profesionalmente hablando?

Bueno hay una grabación con Simon Phillips que se llamará Protocol III, ya sacamos Protocol II que salió el año pasado. Con Andy Timmons Band un álbum llamado Recovery aunque no es oficial aún, otra serie de vídeos de Truefire basados en el blues producido por mi y que saldrá en abril o mayo si no me equivoco y muchas giras. En España estaré en marzo así que no puedo esperar para volver a tocar allí…

¿Tienes algún consejo para un aspirante a músico profesional?

entrevista-andy-timmons-españa

Siempre digo que hay que desarrollar el oído, y con esto quiero decir que has de intentar aplicar a la guitarra aquello que escuchas en tu oído o que físicamente escuchas desde una grabación, esa habilidad de…(toca y canta).

Tocar la guitarra puede convertirse en un proceso muy mecánico a veces, pero si lo mezclas con escuchar hacia dónde vas y escuchar lo que quieres conseguir, es ahí donde la buena música se produce. Por supuesto tienes que tener la técnica, ser capaz de tocarlo físicamente y esto es parte del proceso, pero cuando eres capaz de, mientras estás escuchando una banda con la que estás tocando, reconocer cuáles son los acordes que está tocando el teclista, el bajista, si hay un cantante, reconocer en definitiva qué es lo que no debes hacer, así como lo que has de hacer, eso es lo que hace a un músico grande. Ser capaz de reconocer estas cosas, saber dónde encajarían, cómo tocar la mejor frase musical en ese momento. Por eso el entrenamiento del oído es lo más importante en lo que tienes que trabajar a parte de tocar físicamente la guitarra y así es como crecí yo sin saberlo porque yo no tenía tablaturas, ni vídeos, yo tenía un reproductor de música, lo único que tenía entonces y sin saberlo yo estaba recibiendo la mejor educación posible que era reproducir una grabación e intentar averiguar qué es lo que estaba sonando…

 ¿Entonces intentabas averiguar lo que sonaba y lo transcribías? ¿Simplemente escribes en un papel lo que escuchas?

No, nunca escribí nada, lo memorizaba. Ese proceso de escucharlo y reconocerlo y ser capaz de tocar…No me malinterpretes, yo veo vídeos en Youtube y me gusta Truefire pero tiene más significado para cada músico los pequeños trozos que se puedan sacar solos, dura más porque se interioriza a través de tus oídos y no tus ojos. Me preguntas lo mismo que mucha gente ya me ha preguntado y esta respuesta la doy mucho pero bueno, alguien nuevo la escuchará…Es lo más importante, es lo que hace que yo sea invitado a muchas actuaciones porque saben que van a encontrar a alguien con esa sensibilidad con la banda que esté tocando y muchas veces es por esto o por la música que hago.

Una noche estábamos tocando John Petrucci, Steve Vai y Satriani en una de esas noches del G3 y cuando bajábamos del  escenario y el batería Jeff vino y me dijo: “tío, estás invitado a tocar cuando quieras, eres el primer tío que viene a tocar como guitarra rítmica”, yo sólo quería estar fuera del foco de atención y poder centrarme en la sección rítmica y ver qué podía hacer para ayudarles a ellos, aunque no tocara nada yo me encuentro bien con el volumen bajo y eso me enseñó que a veces me olvido de cuál es mi objetivo en esa situación, no es siempre el objetivo de todo el mundo pero sí, a veces incluso no tocar es lo mejor, o tocar muy poco, ser realmente consciente de la situación, de qué puedes hacer para ayudar. Todo está en los oídos y  eso es lo que sugiero.

Ese es un gran consejo y de verdad estamos muy impacientes por ver las actuaciones en Barcelona y Madrid, estamos muy emocionados y allí nos veremos (se corta momentánemante la conexión)

Iba a preguntarte si tenías alguna petición

Sí, te estaba diciendo que mi canción favorita era “Pink Champagne Sparkle”

(Tocando Pink Champagne Sparkle) ¡Esa la podemos tocar!

Gracias tío 

 

Un agradecimiento muy especial a Madnesslive.es por su colaboración en esta entrevista

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *